6 de septiembre de 2013 / 12:02 a.m.

El alcalde Jesús Hernández dijo que uno de los problemas que más les preocupa es el de violencia intrafamiliar, el cual ha registrado un aumento y representa un mayor reto para las administraciones municipales.

García.- • Tras presentar un repunte en los apartados de robo a casa y robo a vehículos, el municipio de García reconoció la tendencia pero anticipó que el problema ya se ataca en forma directa en los lugares donde se han presentado las denuncias.

Jesús Hernández, alcalde de García, indicó que la estrategia se ha focalizado en operativos junto a las autoridades estatales y federales para inhibir los índices, que durante agosto se elevaron de 3 a 8 casos en el tema de atracos a vivienda y de 5 a 8 casos en el robo a vehículos.

"Tenemos repunte como lo comentas si lo vemos en forma porcentual, si vemos como va en cuanto a vehículos, de repente hay 2 vehículos de robo y sube a 3, pues ya te subió el 50 por ciento, son datos duros que se reflejan, o lo mismo la disminución".

"¿Qué estamos haciendo? Estamos trabajando en las zonas estratégicamente, colonias y zonas que nos dicen, los centros comerciales, estamos trabajando de la mano con Fuerza Civil, con el Ejército", sostuvo.

De forma paralela, sostuvo que el programa Proxpol, importado desde el municipio de Escobedo, traerá resultados inmediatos en las estadísticas mensuales de seguridad, por lo que estimó que las calificaciones de septiembre ya deberán reportar una mejora.

"Ya está trabajando el área de Seguridad, el área de Prevención del Delito, el área de Desarrollo Social, para atacar todos estos temas que son delitos del fuero común…es en forma inmediata, si ves como se dan los repuntes, al siguiente mes o semana bajan".

"Lo comentábamos, si tienes dos robos de vehículos, al siguiente (mes) te roban 3, o bajan 2, y no tienes…se está trabajando continuamente en la seguridad, está muy tranquilo el municipio de García, se está trabajando con los programas de rondines y de prevención en las avenidas", explicó.

Hernández señaló que en contraparte les preocupa lo relacionado al delito de violencia intrafamiliar, que registra una dinámica al alza importante en la mayoría de la zona metropolitana.

Por tratarse de un delito que ocurre al interior de las viviendas y que no se denuncia tan fácilmente, representa el mayor reto de las administraciones municipales, consideró el alcalde de García.

"De ahí se desprenden muchos factores, se desprenden situaciones de riesgo que pueden implicar con algún otro tipo de robo, alguna otra actitud o conducta delincuencial", refirió.

LUIS GARCÍA