12 de septiembre de 2013 / 07:13 p.m.

El delantero del Real Madrid, Cristiano Ronaldo, y su compañero Francisco Roman "Isco" regresaron este jueves a entrenar con el resto de la plantilla, luego de algunos días con problemas musculares, por lo que se espera reaparezcan este sábado contra el Villarreal.

El mediapunta de 21 años, quien no pudo participar en los dos últimos partidos de la selección de España debido a molestias en el tobillo, y el atacante portugués, quien regresó de la concentración lusa por problemas físicos, entrenaron este jueves de manera normal, luego de que el miércoles lo hicieron al margen de sus compañeros.

Con las incorporaciones de ambos, sumadas al regreso de los demás jugadores de sus compromisos internacionales con sus respectivas selecciones, el técnico italiano Carlo Ancelotti pudo completar la práctica de este jueves con 23 jugadores de su plantilla.

En esta penúltima sesión de trabajo antes de viajar a la ciudad Valenciana para la cuarta fecha del campeonato español, también el portugués Pepe, Sergio Ramos y Sami Khedira, que este miércoles trabajaron en el gimnasio, se pusieron este día a las órdenes de "Carletto".

Aunque el conjunto blanco ya cuenta con su plantilla completa, incluyendo a su nuevo refuerzo, el galés Gareth Bale, quien realizó su primer entrenamiento con el equipo para poder debutar este fin de semana en El Madrigal, no todos pudieron entrenarse en el césped.

El defensa brasileño Marcelo Vieira fue tratado en el interior de las instalaciones, debido a una rotura muscular en la parte posterior del muslo izquierdo, que junto a las lesiones de Fabio Coentrao y Xabi Alonso, completaron el grupo que no hizo trabajo con balón.

Además, el centrocampista argentino Ángel Di María y el lateral Álvaro Arbeloa trabajaron nuevamente en el gimnasio, y junto a Nacho están preparadose para cubrir las lesiones de sus compañeros, por lo que Ancelotti tendrá soluciones para encarar el choque ante el "Submarino Amarillo", equipo donde militan los mexicanos Giovani dos Santos y Javier Aquino.

Notimex