26 de abril de 2013 / 11:35 p.m.

Monterrey • La presidenta del Tribunal Superior de Justicia reprobó la calidad de vestir de los empleados de los juzgados penales del primer distrito ubicados en el Palacio de Monterrey, en un operativo sorpresa que realizó este viernes.

Pese a saber, por los monitores de circuito cerrado que están instalados en el lugar, que los viernes algunos de los funcionarios acuden a trabajar en mezclilla, Graciela Buchanan decidió sorprenderlos.

Sin importar que carecen de material para laborar como papel, plumas y carátulas para registrar los expedientes, la presidenta dio preferencia a la vestimenta y regaño a cada uno de los 51 empleados que incumplían con lo establecido en el Código de Calidad en el Vestir, por lo cual van a ser sancionados.

La primera sanción que establece ese código, que fue aprobado hace año y medio, es una advertencia por la primera falta.

Pero, si llegan a incurrir con lo mismo se harán acreedores a un día de suspensión sin goce de sueldo.

El castigo más grave que contempla ese incumplimiento señalado en el Código de Vestimenta es la suspensión de tres días.

REDACCIÓN