12 de febrero de 2013 / 12:37 a.m.

Luego de que la afición de Tigres fuera agredida una vez más en Toluca, Damián Álvarez dijo no explicarse porque suceden estos hechos hacia su hinchada.

“Pienso que había que tomar mayor conciencia, no sé cómo se generaron los disturbios, por ahí se piensa que la gente de Tigres es tan fervorosa, tan alentadora de su equipo, lo sienten como agresión o violentos, para mí está de más la agresión ante los aficionados, ayer estábamos ahí cerca de el alambrado y veíamos a mamás con niños, policías pegando, no se bajo que circunstancias suceden estas cosas o cual es el motivo para frenar a gente que está contenta", dijo.

Álvarez, quien no sabe porque se suscitan actos violentos, no quiere que a su afición se le vuelva a agredir.

"Pero en realidad no queremos que eso pase, menos que lastimen a nuestros aficionados que nos siguen a todos lados, pocas veces han tenido problemas pero ojalá que no vuelva a ocurrir”, finalizó.

Jair Ramos