11 de junio de 2013 / 02:58 p.m.

La selección brasileña volvió hoy a su concentración para la Copa Confederaciones, después de tomarse cerca de 40 horas libres tras el amistoso del pasado domingo, en el que ganó 3-0 a Francia.

Los jugadores y el seleccionador nacional, Luiz Felipe Scolari, llegaron a la ciudad de Goiania, capital del estado de Goiás (centro), donde tienen previsto entrenarse dos días.

A su llegada al hotel de concentración, Lucas Moura dijo que la victoria contra Francia fue "muy importante" y reveló que usó el día libre para ver a su familia.

"Descansé y me quité la nostalgia de la familia. No había tenido tiempo a la vuelta de París", dijo el jugador del PSG francés a la televisión Sportv.

Brasil se entrena hoy y mañana en Goiania y después viaja por carretera a Brasilia, donde este sábado debutará en la Copa Confederaciones ante Japón.

EFE