20 de noviembre de 2013 / 11:45 a.m.

El buen sabor de boca que dejó Nueva Zelanda en Sudáfrica 2010 quedó en el pasado, y con el marcador global de 9-3 ante México terminó la era de Ricki Herbert al frente de la selección de los All Whites.

"Tenemos que agradecer las palabras que nos dieron el entrenador y los miembros de la Federación Mexicana al final del partido, se acercaron al vestidor y tenemos mucho respeto para ellos", compartió en la conferencia.

Tras un mes de hablar sobre la selección mexicana, y una serie que resultó más complicada de lo que pudo calcular, Herbert se despidió felicitando a su rival. "Hace cuatro años estuvimos en estos mismo vestidores celebrando con champagne; sabemos lo que se siente, pero ellos fueron mejores en los dos partidos, solo les deseamos que disfruten Brasil 2014".

Herbert habló sobre todas las críticas que tuvo al compartir el trabajo de la selección y dirigir al Wellington Phoenix, único equipo profesional de su país.

"Si no mal recuerdo soy el único técnico nacido en Nueva Zelanda que ha conseguido el pase al Mundial con esta selección; así que no pienso que tenga que ver una cosa con la otra. Conseguimos la clasificación en el primer intento, esta vez no fue así", sentenció.

Su contrato como director técnico termina hasta el verano de 2014, pero dejará el mando en los próximos días.

CARLOS CONTRERAS LEGASPI