ROGELIO AGUSTÍN ESTEBAN
31 de mayo de 2013 / 09:57 p.m.

Guerrero • El ayuntamiento de Chilpancingo denunció penalmente el robo a mano armada de 780 mil pesos correspondientes a la nómina del pago destinado a 372 trabajadores del área de Servicios Públicos.

Abelardo Adame, primer síndico del cabildo de Chilpancingo, confirmó que la tarde-noche del jueves 30 de mayo se presentó una denuncia en la Agencia del Ministerio Público del Fuero Común (MPFC) en contra de quien resulte responsable, por el robo a mano armada de la nómina correspondiente al pago de los trabajadores de Servicios Públicos.

El mediodía del jueves, cuatro individuos que se desplazaban en dos automóviles interceptaron al responsable de la pagaduría en dicha dependencia del ayuntamiento, ubicada en la colonia Mariscal Galeana, a quien le despojaron de por lo menos 780 mil pesos en efectivo.

De acuerdo a los trabajadores, cuatro cometieron el asalto, en tanto que los otros dos se quedaron a bordo de las unidades en que se dieron a la fuga.

El sindico Adame señaló que la denuncia ya se presentó y que está en manos de las autoridades realizar la investigación.

Reconoció que el hecho obliga a los integrantes del cabildo a tomar medidas "drásticas" en cuanto al cuidado de los recursos, habida cuenta de que se trata de un asunto muy grave.

Cuestionado al respecto, dijo que el robo asciende a casi 800 mil pesos, sin embargo no quiso manejar el dato de manera puntual. Trabajadores de la dependencia aseguraron que la nómina en la dependencia asciende a 780 mil pesos.

Lo que sí planteó fue la necesidad de que el asunto se investigue y esclarezca, para que no haya en este asunto ningún mensaje de impunidad.

Los 372 trabajadores de servicios públicos están divididos en cinco bloques; barrido manual y recolección de basura, parques y jardines, alumbrado público, rastro municipal y panteones.

Los salarios del área oscilan entre mil 200 y 4 mil pesos quincenales, dependiendo la actividad que se desarrolle, si se tiene base o no, así como la carga de trabajo a realizar.En algunos casos los trabajadores reciben una despensa de apoyo, atención médica y muy pocos seguridad social.

El síndico Abelardo Adame no supo establecer si el dinero robado estaba amparado con la póliza de algún seguro, lo que sí estableció, es que este mismo día los salarios de cada trabajador afectado serían pagados de manera puntual.