25 de junio de 2013 / 11:59 p.m.

Cancún  • Tras ser sustituida como candidata a la sindicatura municipal, por instrucciones del Instituto Estatal Electoral para equilibrar la cuota de género, la panista Mercedes Hernández Rojas –exaspirante al gobierno del estado y es senadora-- anunció que demandará judicialmente al comité estatal del PAN.

En conferencia de prensa expuso que el presidente estatal panista, Eduardo Martínez Arcila, la agredió y la descalificó al designar en su lugar a René Ordóñez Cícero, que era candidato a segundo regidor, posición que ocupa el ex delegado de economía, Julio Aranda.

En el PAN y en el PRD causó sorpresa la remoción de Hernández Rojas, quien fue una de las principales promotoras de la alianza de ambos partidos contra el PRI y fue fundadora del PAN en Quintana Roo.

Eduardo Martínez Arcila deberá responder por esto ante la dirigencia nacional, dijo la ex candidata Hernández Rojas, quien presentó un juicio de protección a sus derechos políticos ante el Tribunal Electoral y rindió un informe a las dirigencias nacional del PAN.

Explicó que espera que el fallo salga la semana entrante a su favor, en un caso similar, en Playadel Carmen, el Tribunal dio la razón al quejoso.

Añadió “lamento profundamente la decisión del PAN de proponer mi salida de la contienda; considero que la sustitución debió ser a favor de una suplente a regidora, quienes son asistentes de la presidenta del comité municipal, Jessica Chávez, que no cuenta con experiencia política, administrativa, ni capital político.

“Además la persona que me sustituye, René Cícero Ordóñez, es parte del grupo cupular y yo no”, señaló Hernández Rojas, quien durante doce años fue delegada federal de Sedesol.

“Esto me parece denigrante, la figura del síndico debe ser garante de transparencia y honestidad, considero que precisamente mi experiencia y probada honestidad fue motivo principal de mi salida, algunos se sintieron incómodos con mi participación”, añadió la ex legisladora federal.

 — FERNANDO MERÁZ