21 de marzo de 2013 / 02:41 a.m.

El conjunto de San Luis no descansa pese al receso de la Liga MX por la fecha FIFA de este fin de semana, por lo que se encuentra en esta ciudad concentrado para recomponer su situación en el descenso.

La intención de la plantilla es pulir factores que han provocado que dejen puntos en el camino, por esta razón se lleva a cabo esta concentración, misma que los jugadores consideraron comprensible tras el bache en el que se encuentra el equipo.

"Es algo bueno, ahora hay que meterle para adelante porque sabemos que no estamos muy bien en la tabla, estamos complicados a pesar de que el sábado pasado se mejoró mucho contra el América, estamos en una situación incómoda, así que hay que tratar de mejorarlo", apuntó el argentino Mauro Matos.

Como candidatos al descenso, el "pampero" es consciente que no pueden bajar los brazos, ya que ante el repunte que tiene Querétaro no deben descuidarse, aunque resaltó que el punto obtenido el sábado pasado es el comienzo de un mejor cierre para San Luis.

"Sabemos que tenemos que ganar, porque ellos (Querétaro) no aflojan y se va haciendo cada vez más complicado, pero con el resultado que se sacó en cancha de América, el equipo va a tener una mejora muy importante", externó el atacante, quien, además, indicó que la guardia no se baja.

"Es importante trabajar duro para seguir corrigiendo errores, debemos seguir trabajando, mejorando lo que venimos haciendo, y estar tranquilos, sabemos que quedan seis fechas, tenemos puntos a favor pero si nos quedamos con eso la podemos llegar a pasar muy mal", agregó.

Asimismo, enfatizó que el apoyo de la afición será importante para futuros compromisos, pues aunque no han podido brindarles satisfacciones con victorias, tendrán que demostrarles que dentro del terreno de juego los Reales quieren salir del mal momento en el que están.

Notimex