2 de octubre de 2013 / 10:35 p.m.

Se fue el primer cuarto de la temporada 2013 de la NFL. Peyton Manning, Tom Brady y Drew Brees tienen a sus equipos invictos. Bien, ¿alguna novedad? Sí, septiembre dejó varias sorpresas y decepciones:

___

LAS SORPRESAS

Kansas City, Tenesí y Miami.

Los Chiefs, de la mano del entrenador Andy Reid, tienen marca perfecta de 4-0, ocho meses después de terminar con el peor récord de la NFL (2-14 en 2012).

Hay dos departamentos clave para la transformación de este equipo: defensiva e intercambios de balón. La campaña pasada Kansas City terminó con la 20ma defensa, al permitir un promedio de 356.5 yardas por juego; en 2013 la defensiva de los Chiefs es la séptima (segunda contra el pase) con 306.3 yardas por juego.

Lo de los intercambios de balón es ridículo. Hace un año últimos de la liga con un diferencial de -24 (entregaron 37), empatados con Filadelfia. Esta campaña son líderes de la NFL, junto con Tenesí, con +9.

Los Chiefs son apenas el segundo equipo de la historia de la NFL que inicia 4-0 después de perder al menos 14 juegos la campaña anterior (el otro es Detroit, en 1980).

"Increíble", describió el quarterback Alex Smith el inicio de Kansas City. "Es grandioso. El principal objetivo era conseguir el primer triunfo".

Los Titans -el rival de Kansas City este fin de semana- es otra de las agradables sorpresas tras el primer mes de la temporada. Tenesí, que en 2012 terminó con marca de 6-10 y en penúltimo lugar de la División Sur de la AFC, ahora comparte el liderato con un 3-1 tras dos triunfos en fila.

Los Titans vencieron la semana pasada por 38-13 a los Jets, cuando su defensiva forzó cuatro intercambios de balón, que Tenesí convirtió en 28 puntos.

"La obra todavía no se concluye", dijo el esquinero Alterraun Verner. "Es apenas el primer cuarto de la campaña. Nos queda mucho por jugar".

Desafortunadamente para ellos, su quarterback titular, Jake Locker, se lesionó la cadera y se perderá al menos un mes, según reportes. El suplente es el veterano Ryan Fitzpatrick.

Los Dolphins terminaron 7-9 en 2012 y este año, con muchos refuerzos y el rápido aprendizaje de Ryan Tannehill, Miami está en 3-1, muy cerca de Nueva Inglaterra en el Este de la AFC.

___

LAS DECEPCIONES

Pittsburgh, Giants, Atlanta y Washington.

Steelers y Giants están irreconocibles, con 0-4 cada uno. Ambos tienen serios problemas en la línea ofensiva, les ha sido imposible correr con el balón (Pittsburgh tiene el 29no ataque terrestre y Nueva York el 30mo) y eso ha puesto demasiada presión en los quarterbacks Ben Roethlisberger y Eli Manning, ganadores de cuatro Super Bowls entre ambos.

Los Falcons, que el año pasado terminaron con foja de 13-3, la mejor de la NFC, gracias a una potente ofensiva, ahora son últimos en cuanto a efectividad dentro de la yarda 20 de los contrarios.

Finalmente, los Redskins, otro equipo de playoff la campaña pasada, apenas tienen un triunfo porque Robert Griffin III no es el quarterback electrizante de 2012 y con apuros suma 72 yardas por tierra. Si a eso le agregamos una de las peores defensivas de la liga, que acepta 440.5 yardas por juego, el resultado es mucha frustración para el coach Mike Shanahan.

La mala noticia es que, desde 2003, Washington tiene marca de 15-26 en octubre.

Pero apenas es el primer mes del calendario NFL, así que aún hay mucho tiempo para sacar agua del barco.

Ap