Redacción
28 de agosto de 2013 / 10:06 p.m.

 

Monterrey.-  • La ex delegada de la Secretaría de Desarrollo Social, Silvia Nancy García Treviño, recibió una suspensión del amparo que le impedía ser investigada por el presunto desvío de 360 millones de pesos, que serían para la rehabilitación de espacios públicos, pero cuyo dinero está “desaparecido”.

Hace unos meses se levantó un proceso administrativo que investiga el destino de documentos y gastos por comprobar por la millonaria cantidad, según el proceso 929/2013, es en el juzgado segundo en materia penal administrativa donde se llevan a cabo las diligencias.

La Sedesol interpuso la denuncia correspondiente por el desvío de poco más de 360 millones depesos.

Margarita Arellanes, alcaldesa de Monterrey, quien también fue delegada aseguró que otorgó los documentos a su sucesora Yolanda Villarreal.

A su vez, Villarreal manifestó ante las autoridades que los gastos por comprobar los dio a Silvia Nancy García Treviño.

Pero la ex delegada saliente indicó que ella entregó los documentos al actual delegado, Pablo Elizondo, pero él mencionó que no tiene en sus manos ningún comprobante.

Con el fin de evitar ser investigada y que se le inhabilite para ocupar un cargo público, García Treviño obtuvo un amparo.

 

Pero hace unos días, se le notificó de la suspensión por lo que las autoridades continúan con las indagatorias en su contra para saber en dónde quedó el dinero.

 

Una fuente allegada a las investigaciones, informó que de esta manera, Silvia Nancy tendrá que comprobar el destino de los recursos que se habían otorgado por medio del Fonden.

 

Trascendió que la ex delegada está a la búsqueda de la gerencia regional norte de la Comisión Federal de Electricidad, pero con esto, se tambalea el puesto que desea ocupar.