24 de noviembre de 2013 / 04:34 a.m.

Anoche todo le salió a pedir de boca al estratega de los Diablos Rojos del Toluca,José Saturnino Cardozo, su planteamiento fue productivo y anuló la rival, su equipo mostró madurez para jugar liguilla y hasta los errores del árbitro ahora no los afectaron tanto, o la menos, ahora no merecieron la crítica del estratega choricero, quien se limitó a decir "cosas que pasan".

Y es que con tres goles de ventaja José Cardozo sólo tuvo buenas palabras parasus dirigidos, además de recalcar que en el juego de vuelta los choriceros saldrán con la misma intensidad a la ofensiva.

"El equipo jugó muy bien, serio, dinámico, presionó en todos los sectores, asumimos la responsabilidad de ser locales, tocamos la pelota, circulamos la pelota por afuera y eso cansó a Cruz Azul, tuvimos el control en medio y fue fundamental para sacar ese triunfo", explicó.

Y añadió: "tenemos que ir partido tras partido, esto ya pasó pero desee el lunes trabajaremos el juego del DF y no festejar antes de tiempo nada, este grupo es maduro, sabe lo que quiere y adonde apunta".

Es más el técnico del Toluca descartó excesos de confianza de sus jugadores, porque en un plantel con tanta competencia interna se debe dar todo el esfuerzo, incluso, en los entrenamientos.

"Los excesos de confianza conmigo no van, el jugador que se confía no juega, porque todos trabajan duro y hasta ahora no se ganó nada. Necesitamos ir a jugar igual esos 90 minutos ante un rival grande que aspira a lo mismo que nosotros".

NOS SUPERARON

Sin argumentos para explicar la derrota y con derrotismo en el rostro, el técnico de Cruz Azul, Guillermo Vázquez, aceptó que su rival fue superior en este juego de ida y que ahora en el segundo juego su escuadra buscará por lo menos "dar una mejor cara".

"Toluca fue superior, no hicimos lo que el equipo acostumbra, ni defendió, ni ataco bien, nos superaron y fuimos incapaces de hacer daño. Nos vamos dolidos por loque dimos, por el marcador; habrá que serprofesionales y el siguiente partido encararlo de la mejor forma".

El estratega no quiso dar pretextos, solo quiere trabajar e intentar una remontada que luce complicada.

"La diferencia es amplia pero tenemos que intentarlo. Hay que levantar la cara y encararde la mejor manera el próximo partido. Es posible que se vea otra cara de Cruz Azul, mejor parado y como acostumbra jugar. No jugamos bien, pero no hay pretextos: ni el descanso, ni el tiempo, más bien fue un mal juego".

JESÚS QUEZADA