2 de septiembre de 2013 / 10:23 p.m.

Oaxaca • Al cumplirse la tercera semana de paro indefinido de clases en Oaxaca, surgió una Coordinadora Estatal de Padres de Familia, que exige al gobierno federal y estatal la declaratoria de emergencia educacional, y que de inmediato inicie el ciclo escolar 2013-2014.

Los padres de familia, suscribieron una carta abierta demandando la presencia del ejército para que pueda supla la función que dejaron de cumplir los maestros paristas en las aulas.

En el mismo documento exigen a las autoridades estatales, levantar actas de abandono de empleo contra los profesores que no se presenten a trabajar en sus escuelas, para que puedan ser sustituidos por otros más responsables.

Los integrantes de la nueva Coordinadora Estatal de Padres de Familia, donde ya están afiliadas poco más de 60 escuelas advierten que solo buscan defender los derechos de la educación de los niños y niñas de Oaxaca que está seriamente agraviado por la irresponsabilidad magisterial.

Una de las líderes del movimiento, Luisa García Cruz afirmó que los objetivos fundamentales de su lucha, están dirigidos a la defensa del derecho de la educación y la cohesión de todas las organizaciones de padres de familia para integrar un frente común contra los profesores paristas.

Marcha silenciosa

Adelantaron que habrán de realizar una marcha silenciosa este martes para exigir el regreso de los maestros a sus aulas, "será una protesta pacífica, donde no vamos a gritar, ni vamos a plantarnos", dijo Luisa García Cruz.

Además dijo se va promover un amparo ante la justicia federal para valer el derecho a la educación de los alumnos que es un derecho universal.

"Padres si ahorita no nos unimos, no van a seguir pisoteando, porque esto va arreciar, aquí ya no va a parar, ya se aprobó la ley y van seguir con los mismo que no quieren ser evaluados, lo de menos es la aprobación de la ley, el problema la aplicación, y ahora tenemos que eso se aplique. Cuál es el temor a no hacer examen, yo no entiendo, usted llega a la secundaria con su niño, aprueba el examen, llega al bachillerato, lo mismo, cuántos niños son rechazados por la misma situación, es vergonzoso ver la actitud de ciertos maestros, por que no saben resolver ninguna triste ecuación, dígale que le despeje la X o la y y no lo saben, por yo lo he vivido con mis hijos".

La dirigente aclaro que la nueva Coordinadora Estatal de Padres de Familia no está vinculada con partidos políticos, ni con el gobierno, mucho menos con Elba Esther, "esta nueva organización que estamos fundado surge a iniciativa de la sociedad civil organizada. Nosotros no necesitamos de padrinos, por que solo unidos, podemos lograr mucho. Nosotros no queremos servirnos, ni perseguimos ningún fin. Como lo hacen ellos, por que sería vergonzoso vender la dignidad de nuestros hijo", precisó.

En tanto padres de familia de la escuela secundaria 185, realizaron una cierre de calles en la zona norte de la Ciudad de Oaxaca, que duró una hora, antes de alcanzaran un acuerdo de sumarse a la lucha que han emprendido otras organizaciones similares para lograr el reinicio del ciclo escolar.

En la Villa de Mitla, el primer municipio donde se gestó la rebelión de los padres de familia contra los paros y protestas de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), continúan las clases de manera normal en al menos 9 mil escuela donde acuden poco más de mil 500 alumnos.

En este sitio las clases iniciaron normalmente, sin retraso, por que los profesores de la sección 22 que dan clases en esta localidad fueron sentenciados a cumplir con su responsabilidad o a ser sujetos a una remoción.

La regidora de educación del municipio Vilma Martínez Alcántara, sostiene que hasta que se marcó un alto a los excesos del magisterio, fue que se logró signar una acta compromiso para las clases se desarrollaran sin ninguna interrupción.

En tanto la dirigencia de la sección 59 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), advirtió aún no estar lista para asumir el control de la escuela, donde hay solicitudes para ingresar y dar clases por que no cuenta con el personal docentes suficientes.

Sin embargo, dijo se buscara encontrar mecanismos para atender al mayor número de solicitudes que reúnan los requisito para empezar a laborar.

A su vez en el municipio de Tlacolula, los padres de familia ya están dispuestos a iniciar la apertura de escuelas, para asumir el control de las mismas a fin de ya no dejar entrar a los profesores de la sección 22.

En contra parte un grupo de estudiantes normalistas realizaron una marcha en la Ciudad de Oaxaca en apoyo a los profesores de la sección 22.

También hubo movilizaciones y muestras de apoyo a los educadores faltistas en la zona del istmo de Tehuantepec.

OSCAR RODRÍGUEZ