12 de mayo de 2013 / 01:37 a.m.

Monterrey.- • Pese a que los transportistas anunciaron que a partir del lunes suspenderían el descuento del 50 por ciento en el transbordo de unidades, los usuarios en general se mostraron inconformes con dicha acción.

Para los usuarios del transporte urbano, las tarifas son caras, el servicio no es lo bueno que quisieran en todas las rutas y es reprobable que ahora los empresarios no cumplan con su compromiso de aplicar el descuento en el transbordo, que era uno de los poquitos beneficios que le ven al servicio.

Aparte, sienten que son los únicos a quienes no se les pide nunca una opinión sobre el problema, ni de parte de la autoridad, ni de parte de los empresarios. A ellos les toca sólo pagar.

Pero ahora, protestaron.

“Que van a cobrar más, no lo sabía”, fue la primera reacción de Alfredo Camarena, un joven estudiante que esperaba un camión frente a la Alameda Mariano Escobedo. “eso no está bien, porque no le beneficia a nadie que nos quiten el descuento en la tarifa, ojalá lo piensen bien”, consideró.

Por la calle Pino Suárez, justo en la Alameda, decenas de usuarios esperan su transporte. Algunos, van a tomar el segundo, pero en general, no usan la Tarjeta Feria, prefieren pagar en efectivo.

“Pagamos mucho con la tarjeta Feria, prefiero en efectivo, porque con la tarjeta aumenta”, dijo Julián Magallanes, quien se dirige a su trabajo.

Para Leima González, los transportistas y la autoridad del transporte deberían consultar con la gente, que no siempre tiene para el transporte.

“Deberían checar todo lo que la gente piensa, como por ejemplo de la Tarjeta Feria. Yo siempre pago en efectivo, es más, ni he comprado nunca la tarjeta”.

El lunes, si no hay acuerdo, los transportistas dejarán de hacer el descuento en el segundo pasaje, luego del transbordo. “La economía de las familias está muy escasa, los sueldos bajos, y ese descuento era beneficio para todos, y si lo van a quitar, ¿volvemos a lo mismo? “, expresa Adrián Castillo, un joven maestro de primaria.

Pero lo van a hacer, porque no lo consultan. Don Juan López, un hombre de la tercera edad, se pregunta el por qué. “pero lo van a hacer, seguro que lo hacen, y nos perjudican a los que estamos pensionados, que ganamos poco”.

Micaela Mauricio, una joven mujer que vende lonches con otra en la Alameda Mariano Escobedo, piensa que ese descuento deberían mantenerlo. Ella prefiere esperar el Metro, que es más barato, aunque le quedé un poco lejos de su casa o su centro de trabajo.

“Nosotros a veces no tenemos ni para el pasaje, andamos en el Metro, porque es más barato, aunque tengamos que carminarle mucho. Cuando uno nomás alcanza para unos ocho pesos, no nos alcanza para un camión, aunque pase cerca de mi casa, mejor me voy al Metro, que es más barato”.

Francisco Zúñiga