9 de febrero de 2013 / 07:58 p.m.

Valdez entró de suplente a los 88 minutos y anotó de cabeza en los descuentos, para que el Valencia hiciera pleno de visitante desde que asumiera el timón Ernesto Valverde, con cuatro victorias de cuatro fuera de casa, y asaltara provisionalmente la cuarta plaza de la clasificación con 37 unidades por la 23ra fecha.

El Celta, que solo ha ganado cuatro partidos en su estadio, ocupa el último lugar del descenso con 20 puntos, dos menos que Osasuna, que empató previamente, 1-1, en cancha del Mallorca.

Otro tanto en los descuentos de Pedro Geromel rescató un punto para el Mallorca y su nuevo técnico, Gregorio Manzano, que truncó una racha de cuatro derrotas seguidas para alcanzar 18 puntos, dos más que el colista Deportivo La Coruña, que cierra la jornada en cancha del Granada.

Osasuna había cobrado ventaja con un gol de Manuel Ortíz "Lolo" a los 77 minutos.

El Barcelona, líder de la clasificación con 59 unidades, recibe el domingo al Getafe mientras que el Atlético de Madrid, segundo con 50, visita al Rayo Vallecano.

La programación sabatina se completa con la visita del Sevilla al Real Madrid, tercer clasificado, y la visita del Málaga, que podría recuperar la cuarta plaza, a cancha del Levante.

Iago Aspas, en asociación con el chileno Fabián Orellana, de vuelta del Granada, buscaron insistentemente poner en ventaja al Celta, y casi lo logró el primero picando un balón servido por el segundo, al lateral de la red. Pero la ocasión más clara de la primera mitad fue para el Valencia, cuando Abdul Rami cabeceó a la base del poste un tiro libre ejecutado por el argentino Tino Costa.

El partido, abierto y dinámico, mantuvo la incertidumbre hasta el final, dominado por el Valencia ante el desfondamiento físico de los locales, que apenas lograron tejer un contragolpe finiquitado con disparo de Mario Bermejo a manos de Vicente Guaita. El equipo de Valverde, más entero, encerró al Celta en su área y, tras avisos de Jonas y Sofiano Feghouli, decantó la balanza con un poderoso cabezazo de Valdez desde el corazón del área, cuarto gol en liga del paraguayo.

A Osasuna, menos atrevido pero más ordenado que el Mallorca, le bastó un tiro de esquina para ponerse en ventaja, al cabecear a la red "Lolo", libre de marca, un servicio de Alvaro Cejudo.

Pero los visitantes no supieron cerrar el partido ante un Mallorca desquiciado, que pudo nivelar en un balón largo del arquero mal defendido por Osasuna, castigado con el gol tardío de Geromel.

AP