3 de enero de 2013 / 02:07 a.m.

Durante la última sesión que el Poder Legislativo del estado sostuvo el año pasado, se autorizó un presupuesto de 46 millones de pesos, recursos que de acuerdo con el presidente del organismo local.

Guerrero • El presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Congreso local, Jorge Salazar Marchán reconoció que el presupuesto destinado para la Comisión Estatal de Defensa de los Derechos Humanos (Coddehum) es insuficiente para cumplir con los objetivos trazados para el ejercicio fiscal 2013.

En la última sesión que el Poder Legislativo de Guerrero sostuvo en diciembre de 2012 autorizó un presupuesto de 46 millones de pesos para la Coddehhum, recurso que de acuerdo al diputado local del Partido del Trabajo (PT) resulta insuficiente para cumplir con los objetivos que se trazó el titular Juan Alarcón Hernández.

Salazar Marchan comentó que lo acotado del financiamiento destinado para el organismo autónomo lo dejará imposibilitado para desarrollar actividades que van encaminadas a capacitar a su personal, lo que implicaría mejorar la atención que se proporciona a la sociedad.

Pero también se tiene contemplado realizar estudios respecto a la actualización del marco legal bajo el que se realiza la defensa de los derechos humanos en la entidad, para dar mayor independencia y fortaleza a las acciones de la comisión.

Dadas las restricciones financieras que implicó el diseño del presupuesto de egresos de 2013, dijo que se va a proponer a incorporación de los trabajos proyectados en el proceso de discusión de la reforma integral a la Constitución Política del Estado.

En la nueva Constitución o Constitución Política Reformada, como se le ha denominado en los últimos meses, dijo que el tema de los derechos humanos de ser fundamental, de ahí que se aprovechen los espacios que se generen durante los foros de consulta ciudadana y las mesas de análisis que ya son convocadas por el Congreso local.

Con base a las actualizaciones que se realicen al marco legal que rige a la Coddehum, dijo que se estará en condiciones de exigir un techo presupuestal más importante para el año entrante, situación que repercutirá en la salvaguarda de los derechos y garantías individuales de los ciudadanos.

Rogelio Agustín Esteban