21 de abril de 2013 / 02:03 p.m.

El piloto alemán Sebastian Vettel logró la victoria en el Gran Premio de Bahréin en una muestra de autoridad del equipo Red Bull al mandar gran parte de la competencia con una ventaja superior a los 20 segundos, mientras para el mexicano Sergio Pérez será una carrera para el recuerdo al demostrar a su equipo, McLaren, que puede estar por encima de su compañero Jenson Button tras cruzar la meta en la sexta posición.

Después de los diversos comentarios surgidos tras el Gran Premio de China, donde se cuestionó el ritmo del piloto tapatío, Pérez salió al trazado de Sakhir con la intención de buscar la mayor cantidad de puntos e incluso de retar a su compañero dentro de McLaren. Checo y Jenson intercambiaron posiciones a mitad de carrera con dos toques entre ambos autos, lo que provocó un ligero daño en el alerón delantero del mexicano.

Ante las acciones del originario de Jalisco, Button exigió por radio al equipo McLaren calmarlo dado que en su opinión parecía comprometer a los dos coches.

Pero Pérez decidió mantener su ritmo y la agresividad, la misma que varios le habían exigido en la semana, le otorgó frutos al no tener contemplaciones sobre Fernando Alonso y Mark Webber. Esta es la segunda ocasión que Checo suma puntos en el año. La anterior fue en el Gran Premio de Malasia cuando concluyó noveno.

El tres veces campeón del mundo se llevó la prueba sin complicaciones y selló su segundo triunfo de la campaña, no así para su compañero Mark Webber quien luchó la última parte de la competencia con el Mercedes de Lewis Hamilton para intentar conservar el quinto sitio, sin embargo, sus neumáticos no resistieron y descendió hasta la séptima plaza en los últimos metros de la prueba.

Ferrari vivió una carrera alejada de sus expectativas y la posibilidad de la victoria se diluyó rápidamente cuando Fernando Alonso debió ingresar en dos ocasiones a los fosos para reparar el DRS (alerón móvil) que ya nunca más pudo utilizar en competencia para facilitarle los rebases. El asturiano remontó al ¿? Sitio tras caer hasta la décimo cuarta plaza tras las dos paradas tempranas. El brasileño Felipe Massa padeció doble pinchadura de neumático.

Lotus dejó en claro que si Kimi Räikkönen lucha por el campeonato de pilotos no es obra de la casualidad. Iceman logró un nuevo podio al cruzar la meta en la segunda posición. A su vez, su compañero francés Romain Grosjean logró la tercera plaza y su primer podio de esta campaña.

Para el equipo Sauber fue otro fin de semana sin ritmo. El alemán Nico Hulkenberg cruzó la meta en el décimo tercer puesto, mientras Esteban Gutiérrez fue décimo octavo. El regiomontano tuvo que ingresar temprano a pits para realizar el cambio de su ala delantera, la cual fue dañada durante el arranque de la cuarta fecha del calendario.

Gutiérrez continúa sin sumar puntos dentro de la Fórmula Uno.

La próxima carrera será el Gran Premio de España.

Luis Ramírez | La Afición.com