9 de diciembre de 2013 / 12:45 a.m.

Fuerza Regia consiguió venir de atrás para llevarse el partido 79-74 ante los Toros de Nuevo Laredo, después de que éstos prácticamente abandonaban la Liga Nacional de Baloncesto Profesional (LNBP), por problemas económicos.

En el gimnasio Nuevo León Unido, ambas escuadras brindaron un excelente partido marcado por emociones puras y más en los últimos minutos del encuentro con jugadas de ida y vuelta.

La escuadra regiomontana tuvo un mal inicio pero compuso pronto su accionar y de ir abajo 4-12 recuperó terreno empatando en el marcador y cerrando finalmente los primeros 10 minutos de juego apenas 16-19, abajo.

El segundo cuarto fue desastroso para el equipo local, pues apenas sumó 10 unidades, en tanto los visitantes estaban certeros en la canasta con un 40-26 en el marcador.

Fuerza Regia regresó inspirado del descanso de medio tiempo y consiguió 33 puntos, producto de la efectividad de Gabriel Girón (19 puntos totales) en sus tiros y del trabajo defensivo de Kentrell Gransberry.

Los últimos 10 minutos de juego fueron intensidad pura por parte de ambas escuadras. Se entregaron en la duela y buscaron todos los balones, especialmente Grandsberry. 

Dos tiros libres oportunos de Elvis Medina, que vino de la banca, le dieron la oportunidad a Fuerza Regia de quedarse con el triunfo, pues en los seis segundos restantes nada pudo hacer Nuevo Laredo.

Quintin Gonzales demostró que sigue teniendo buen tiro y sumó 25 unidades para la causa de los tamaulipecos.

Fuerza Regia visitará mañana a los Pioneros de Cancún y el jueves a los Soles de Mexicali en una mini-gira de frontera a frontera.

A pesar de la derrota, los Toros de Nuevo Laredo demostraron su calidad y entrega en la cancha, dejando de lado los problemas administrativos que sufrió el equipo meses atrás.

MARTHA CEDILLO