5 de septiembre de 2013 / 01:37 a.m.

El ciclista estadounidense Christopher Horner aseguró que era consciente de que perdería el liderato de la Vuelta a España tras la contrarreloj, sin embargo, confía en recuperarlo.

"Ya contaba en mis planes el perder el maillot rojo tras la contrarreloj. Me conformaba con no quedar a más de un minuto en la general, lo he conseguido y tengo que darme por satisfecho", declaró.

Esta tarde, se corrió la décima primera etapa de la Vuelta, una crono de 38.8 kilómetros entre las calles de Tarazona, misma que conquistó el suizo Fabian Cancellara al cruzar la meta en 51 minutos. Horner acabó vigésimo, a 2:54 minutos del vencedor.

Con este resultado, el pedalista de RadioShack cayó al cuarto puesto de la general y se colocó a 46 segundos del nuevo líder, el italiano Vincenzo Nibali. "Aún queda mucha Vuelta y yo pienso que voy a volver a vestir el maillot rojo", avisó.

"Lo que más me gusta de esta carrera es que, a diferencia de lo que suele pasar en el Tour, no hay un equipo o un corredor totalmente capaz de controlar la Vuelta. Las luchas son más hombre a hombre", agregó Horner.

Nibali, por su parte, cuarto en la jornada de hoy al quedar a 1:25 minutos de Cancellara, se dijo contento con su desempeño ya que le permite ser nuevamente líder de la prueba.

"Fue una crono difícil y de mucha velocidad, francamente dura. Estoy satisfecho de haber recuperado el liderato de la carrera y muy contento por el tiempo que le he sacado a mis rivales", declaró el ciclista de Astana.

"Sé que faltan días muy complicados, de montaña, y toda la ventaja que logre es positiva", indicó el italiano, quien manda en la Vuelta con tiempo de 41:22:22 horas y una ventaja de 33 segundos sobre su escolta, el irlandés Nicolás Roche, y de 46 sobre el español Alejandro Valverde y Horner.

NOTIMEX