10 de julio de 2015 / 01:37 p.m.

Diego Sandía, productor de Destardes, llegó a la cafetería para llevarse al Chicharito.

La decisión está tomada y no hay vuelta atrás, ya que el Pelón Ramos está muy inconforme por la irresponsabilidad del runner.

Aunque a Mayito no le parece y está más que molesto, no le quedó de otra más que aceptar las consecuencias de la indisciplina de Dan Castillo.