14 de septiembre de 2015 / 07:09 p.m.

El guardia de la loca cafetería revisó a las meseritas, como medida de seguridad para el programa. El problema es que las chicas se quejaron porque las tocó de más.

El personal de seguridad debe estar capacitado para registrar a las personas para checar que no tengan nada oculto en su ropa, como cuchillos u otro tipo de armas o cosas indebidas.

Nada es hecho con malas intenciones, simplemente es parte del trabajo. Solo hay que tener mucho cuidado con evitar malos entendidos y ser siempre muy profesionales.