20 de agosto de 2015 / 11:10 a.m.

Mayito le tiene miedo al Sorteardes, o al menos eso es lo que nos dio a entender cuando el conductor dijo que ya habló con los directivos del canal para que lo perdonen, si algún día el gana el sorteo.

Inventó muchas excusas, entre ellas un supuesto curso de lectura rápida.

Lo que Bezares no sabe es que es una obligación cumplir con lo que demanda Sorteardes, y quien no lo haga, podría perder su trabajo en la empresa.