17 de septiembre de 2015 / 05:43 p.m.

Jerry Hernández ha estado de conductor invitado en Destardes, cosa que hizo enfurecer a Toro. Así que fue a quejarse con los directivos sobre la supuesta injusticia.

¿Por qué? Porque Toro ganó Sorteardes y no le han dado su lugar para conducir, y cuando el meserito llegó, el animador extremo se sintió menospreciado.

Por tal motivo, ahora será parte de la conducción del programa, mientras su suerte de Sorteardes dure.