17 de marzo de 2016 / 09:48 a.m.

Es normal que cada quién tenga nervios antes de recibir una calificación después de haber interpretado una canción tan increíble, es por eso que Lligany se sintió en un momento de apuros.

Cada semana que pasa, la joven participante va avanzando más respecto a imagen, desarrollo artístico en el escenario y en cuanto a la voz, hecho que fue justificado por el jurado.

Hasta ahora, la participante de Jazmín ha recibido calificaciones perfectas y lo demuestra cada paso de semana esforzándose mucho para poder llegar a la final.

¡Felicidades!