15 de septiembre de 2016 / 07:39 p.m.

La historia del señor Sánchez es de admirarse y un claro ejemplo a seguir, pues a sus noventa años sigue trabajando a pesar de su dificultad para caminar.

Hace poco su hija quien era su único sustento murió y tras esto tuvo que regresar a las calles de Chicago a trabajar como vendedor de paletas.

Una fotografía de él llegó hasta una fundación, la cual de inmediato se dio a la tarea de brindarle apoyo, pero este fue negado por el hombre, quien se rehúsa a dejar de trabajar. ¡Conoce la historia completa en el video de arriba!