18 de mayo de 2017 / 02:49 p.m.

A muy temprana edad, esta joven fue diagnosticada de encefalopatía miálgica o síndrome de la fatiga crónica, enfermedad que la obligaba a pasar sus días en sillas de ruedas o pasarla en la cama.

Sin embargo, su vida cambió para siempre cuando el amor tocó a su puerta, y fue así que no dudo en comprometerse con su novio. Desde ese entonces ambos comenzaron a planear cada detalle de su boda.

Desde el día en que recibió el anillo de su prometido, comenzó a asistir a intensas sesiones de fisioterapia para poder caminar por sí sola. De esta forma consiguió sorprender a su hoy esposo, al llegar el brazo de su papá y caminando por sí misma.

¡Revisa la historia completa en 'Vivalavi'.