20 de abril de 2015 / 11:45 a.m.

Todos sabemos lo excéntrico que puede ser el conductor Mario Vanzzini. En el programa Vivalavi podemos verlo hacer innumerables ridiculeces que generalmente provocan risas y asombro.

En esta ocasión, durante la sección "¿Qué pachó?", todos se encontraban comiendo pastel debido al festejo de uno de los compañeros. Pero Vanzzini se aborazó, consumiendo más de 15 rebanadas de pastel “como si el mundo se fuera a acabar”.

Le quedó tanto betún en su rostro, que hasta tenía pegado un tenedor en su cachete. Sin temor a las críticas sobre su apariencia vergonzosa, el conductor aún así dio con seriedad y profesionalismo su sección de “Vivamedia”.