17 de noviembre de 2016 / 01:43 p.m.

Después de que nacen los hijos, las cosas cambian drásticamente en el matrimonio. Principalmente porque se generan más responsabilidades y gastos pero ¿qué decir de la intimidad entre ellos?

Esta pareja adora tanto a sus hijos que mandó a hacer una cama que midiera 5.5 metros con tal de que sus pequeños durmieran con ellos tranquilamente sin miedo por las noches.

Un acto muy bello por parte de los padres, sin embargo, se deja de lado esa conexión especial entre ambos y que para un matrimonio es de suma importancia.

La Licenciada Adriana Pastrana nos da unos consejos para aprender a lidiar contra este tipo de situaciones.

¡No te pierdas el video de arriba!