MM RADIO| JM 
31 de agosto de 2016 / 01:23 p.m.

Monterrey- La fallecida del Tex- Mex ya es una figura que adorna los pasillos del Museo Madame Tussauds para regocijo de todos los admiradores. Han pasado 21 años desde que la familia de Selena Quintanilla volvió a verla a los ojos, pero el miércoles por la tarde sus padres, Abraham y Marcella Quintanilla, sus hermanos A.B y Suzette, y su viudo Chris Perez, estuvieron presentes cuando se difundió la estatua de cera que le hicieron a Selena Quintanilla.

Miles de admiradores llegaron de todas partes de Estados Unidos con la esperanza de quedar entre las 300 primeras personas a las que se les permitió ver la estatua.

La figura de cera lleva puesto un traje negro con morado que Selena usó durante un concierto grabado para el álbum “Selena Live”, laureado con un Grammy en 1994. La estatua que tuvo un costo de 350.000 dólares, mantiene voluptuosas curvas de la intérprete de “Como la flor”.

La hermana de la cantante, reconoció que la familia quedó emocionada al ver lo idéntica a Selena que quedó la figura. “Nos dejó mudos en la sala, un poco sin palabras”, “La mirábamos de pies a cabeza. Se ve increíble y estamos muy felices con cómo quedó”, dijo Suzzette Quintanilla.