MARCELA PERALES @marce_reportera
19 de septiembre de 2016 / 08:16 a.m.

ARRAMBERRI / MONTERREY .- El pasado cinco de septiembre un menor se quitó la vida después de haber sido víctima de bullying en la escuela, en el municipio de Aramberri.

Según archivos periodísticos, este es el segundo caso que se presenta en la entidad en lo que va del año.

El equipo de Telediario acudió a dicha localidad para conocer la historia de José Luis Solache Delgadillo quien tenía 14 años de edad.

"Lucas", como le decía su madre, cursaba el tercer año de secundaria y era monaguillo de una iglesia ubicada en el centro de Aramberri.

Estudiaba en la Secundaria "Pablo Livas", en donde convivía con sus compañeros, en la medida de lo posible, pues él se resistía a ser como ellos.

Su mamá Mariana Guadalupe Delgadillo González, explicó que su hijo sufría acoso escolar por parte de sus compañeros porque no quería fumar ni tomar bebidas alcohólicas. Además, dijo, se burlaban de él por ser originario de la Ciudad de México y por ser de piel morena.

"Lo insultaban porque él era morenito, porque era chaparrito, porque le decían que él era chilango", dijo la madre.

"No le gustaba salir porque él pensaba diferente, ya eran jovencitos de querer fumar, de querer tomar, por la edad y a él no le gustaba eso. Él a veces me decía mamá si me viene a buscar ese amiguito le dice que no estoy, que estoy castigado o que usted no me da permiso, porque me dicen cosas, me insultan y es que ellos se drogan, toman", señaló.

José Luis externó en repetidas ocasiones la situación tanto a sus padres como a sus maestros, sin embargo fue él quien decidió acabar con las burlas.

"Se atravesó el fin de semana y me dijo mamá hay unos niños que me molestan, me golpean. Fue el lunes en la tardecita que él llegó de la escuela y ese día fue cuando mi niño decidió irse".

"Se siente la ausencia de él bastante, bastante se siente", dijo su madre, mientras lo recordaba con lágrimas.

Los docentes hicieron caso omiso. Desde ahí el acoso escolar hacia José Luis sobrepasó cualquier depresión. En su caso, el bullying cobró su vida como consecuencia.

El caso de Luis encabeza la lista histórica de suicidios por bullying en Nuevo León. Aunque son dos los registrados en el 2016, nunca se habían presentado en lapsos tan cortos, así lo especificó el especialista en acoso escolar, Lucio López.

Según el archivo de la Facultad de Psicología de UANL, en la última década se han presentado seis suicidios que tienen como principal vertiente las burlas de estudiantes.

"Generalmente ocurrían uno o dos cada tres años y ahora en un solo semestre estamos hablando del registro de dos suicidios. El no llevar a cabo la Ley contra el acoso escolar pues provoca que los casos sigan sucediendo".

"Esa Ley obliga a que el Consejo se reúna un mes antes de cada inicio del período escolar y esa Ley obliga a que hay en cada una de las escuelas una brigada escolar", señaló Lucio López, especialista en acoso escolar de la Facultad de Psicología de la Universidad Autónoma de Nuevo León.

El Departamento de Atención a Urgencias de la Facultad mencionada atiende mensualmente 300 casos de intentos suicidas de los cuales, en promedio, 50 son menores de edad.

De estos, al menos 15, refieren ser agredidos en la escuela. Por su parte, la Secretaría de Educación informó que en ciclo 2014-2015 se registraron 14 casos de acoso escolar y 11 durante el 2015-2016.

“Los motivos actuales son la presión externa, llámese desde redes sociales, gente que está alrededor donde hay una presión que devalúa al niño, que lo hace sentir menos, que lo hace sentir que lo que eres o lo que haces no es bueno, no es suficiente, es un factor muy grande”, explicó Guillermo Rocha, psicólogo encargado del Departamento de Atención a Urgencias.

Especialistas coinciden en que la autoridad educativa no ha respetado la Ley para Prevenir, Atender y Erradicar el Acoso y la Violencia Escolar del estado de Nuevo León, publicada en julio del 2013.