8 de mayo de 2014 / 11:01 p.m.

Monterrey.- El taxista que hace dos meses participó en la fallida ejecución de dos menores, fue notificado de la orden de aprehensión que le giró el juez de Escobedo y trasladado al Cereso de Apodaca.

Rolando Olazarán Villanueva, de 32 años de edad, estuvo dos meses arraigado por homicidio calificado en grado de tentativa por los hechos ocurridos el pasado 9 de marzo en calles de la colonia Hacienda del Topo Chico.

Ese día, el ruletero llevaba a los pistoleros, a su esposa Sandra Albañil Otero y a sus hijos de 3 y 5 años de edad.

La mujer sabía de los planes de su pareja y sus cómplices, uno de los cuales le propinó un balazo por el que actualmente permanece inmóvil.

Redacción