16 de mayo de 2014 / 11:33 p.m.

Monterrey.- Los cuatro presuntos criminales que cometieron más de 10 asesinatos en el municipio de Cadereyta fueron arraigados, pero antes confesaron que operaban desde Reynosa y el día de su detención estaban esperando a otros de sus cómplices para ir a reunirse con sus jefes a esa ciudad fronteriza.

Raúl Guadalupe de León, apodado "El Ruly" y jefe del grupo en la localidad; Aurelio Cabello Martínez, Juan Carlos de León Aguilera y Liliana Guadalupe González Treviño quedaron retenidos.

Por el momento, los consideraron presuntos responsables de delitos contra la salud en su modalidad de narcomenudeo con fines de venta.

Antes de quedar bajo investigación en las celdas de la Agencia Estatal, los presuntos criminales aseguraron que el pasado 13 de mayo, cuando fueron sorprendidos por los investigadores bajo el puente que está en la autopista a Reynosa, a la altura de la colonia Jerónimo Treviño, tenían planeado viajar hacia Reynosa.

Aseguraron que estaban esperando a otros integrantes de su grupo criminal para dirigirse a la frontera y recibir nuevas indicaciones de sus superiores, quienes se encuentran establecidos en esa ciudad fronteriza. Trascendió que al ser ubicados por los ministeriales, los detenidos trataron de intimidarlos argumentando la llegada de más presuntos delincuentes, pero inmediatamente fueron detenidos y sometidos.

Redacción