15 de marzo de 2014 / 01:19 a.m.

Carlos Pérez González, tenía entrenamiento militar y que podría estar relacionado con otros hechos violentos porque perteneció a la Fuerzas Especiales de la Secretaría de la Defensa Nacional

Monterrey.- La Procuraduría de Justicia arraigó al presunto criminal involucrado en el asesinato de los cuatro hombres, cuyos cuerpos fueron rescatados del  fondo de una noria, en el municipio de Salinas Vitoria, y quienes continúan sin ser identificados.

Carlos Pérez González, quien tenía entrenamiento militar y que podría estar relacionado con otros hechos violentos porque perteneció a la Fuerzas Especiales de la Secretaría de la Defensa Nacional, antes de unirse al grupo criminal con el que colaboraba en los municipios asentados al norte de la entidad, quedó retenido por 30 días.

Fue el agente del Ministerio Público que integra la averiguación de los, por el momento, cuatro homicidios, quien solicitó la medida cautelar que se le notificó este jueves en la noche.

El ex militar fue capturado el pasado lunes por elementos de Fuerza Civil, quienes lo sorprendieron en calles del municipio de Escobedo tripulando un vehículo Gran Marquis, en el que transportaba ocho armas largas, una nueve milímetros y una granada de fragmentación.

Al ser capturado por los uniformados estatales, el presunto criminal confesó su participación en los asesinatos de los desconocidos y condujo a los uniformados y elementos de la Agencia Estatal hasta la noria donde se deshacían los cuerpos.

Ese pozo de agua está ubicado en terrenos del ejido Los Villarreal, en la carretera a Colombia, en el mencionado municipio.

REDACCIÓN