YARI MARTÍNEZ 
5 de diciembre de 2015 / 01:59 p.m.

Doctor Arroyo.- Seis integrantes de una banda delictiva y que presuntamente están involucrados en el robo de cajeros automáticos fueron capturados en un operativo realizado por autoridades federales, estatales y municipales, en el municipio de Doctor Arroyo, Nuevo León.

Una fuente reveló que fueron detenidos la tarde del viernes tras responder a una denuncia anónima ante la policía municipal sobre la presencia de hombres armados a las afueras de un rancho en el citado municipio. Pese a ello, el operativo se realizó sin un sólo disparo.

Tras recibir el reporte, se solicitó el apoyo de otras corporaciones policíacas las cuales se dirigieron al inmueble e implementaron un anillo de seguridad en los alrededores de la construcción.

Elementos de la SEDENA, Fuerza Civil, Agencia Estatal de Investigaciones y policías municipales, realizaron una revisión del lugar, tras la cual visualizaron a cinco civiles. Cuatro de ellos portaban armas de fuego, así como chalecos antibalas, al ver la presencia de los uniformados intentaron escapar.

Un hombre fue detenido de inmediato afuera de la finca, mientras que tres personas más trataron de refugiarse en una construcción de adobe donde minutos después fueron capturados al igual que el resto de los integrantes de esta banda.

Cuatro de ellos portaban armas de fuego, así como chalecos antibalas
Les decomisaron también una camioneta Ford F150 en color azul con placas de Estados Unidos. | FOTO: ESPECIAL

Se informó que también fueron aseguradas cuatro armas largas AR-15 calibre 2.23, 35 cargadores, 3 chalecos antibalas, así como una camioneta Ford F150 en color azul con placas de Estados Unidos.

Fuentes revelaron que los detenidos, de quienes no se dieron a conocer los nombres, son los principales sospechosos del robo de cajeros automáticos registrados durante los últimos meses, además de que se encuentran vinculados con diversas actividades ilícitas en la zona.

Tras estos hechos los presuntos delincuentes, armas y vehículo asegurados quedaron a disposición de las autoridades correspondientes.