JAVIER SEPÚLVEDA | MILENIO DIGITAL
2 de octubre de 2015 / 07:39 a.m.

Monterrey.- Uno de los 76 detenidos en el edificio de la CROC, tras la agresión a balazos ocurrida ayer contra los seguidores de César Alberto Serna de León, es uno de los 37 fugados del Cereso de Apodaca en 2012, tras la masacre de 44 reos ocurrida la noche del 18 de febrero de ese año.

Se trata de Jesús Manuel Santiago Ordaz, conocido como "El Lic Meme", quien fungió como regidor en Apodaca y fue detenido tras enfrentarse a balazos con elementos del Ejército Mexicano en marzo de 2010.

Santiago Ordaz era considerado desde el momento de su detención como un reo de alta peligrosidad, lo cual se confirmó tras los hechos sangrientos en el Cereso de Apodaca dos años después, al detectarse que era uno de los presos evadidos.

El ex presidiario fue detenido ayer por elementos de Fuerza Civil junto con otros 74 hombres entre los que figura Ricardo Castillo Gamboa, uno de los líderes disidentes que tenían tomada por la fuerza la sede croquista de Félix U. Gómez y Espinosa.

CROC
'El lic Meme' era considerado como un reo de alta peligrosidad, lo cual se confirmó tras los hechos sangrientos en el Cereso de Apodaca | ESPECIAL

La presencia de un prófugo de la justicia entre los croquistas que mantenían tomado el edificio podría agravar la situación jurídica de los detenidos, pero sobre todo de los líderes del movimiento, Jorge Gloria y Félix Coronado.

Entre los cargos que enfrentaba "El Lic Meme" tras su detención en 2010 figuran los de narcomenudeo, asociación delictuosa, portación de arma de fuego exclusiva del Ejército, entre otros asociados al ataque contra los militares.

Tras ser detenido ayer y rendir su declaración de los hechos ante el Ministerio Público, Jesús Manuel Santiago Ordaz habría sido trasladado de nuevo al Cereso de Apodaca.

Esto debido a que los cargos que se le suman a su expediente delictivo deberá enfrentarlos en prisión y sin derecho a fianza, ya que su encarcelamiento original obedece a delitos considerados como graves.