ISRAEL SANTACRUZ
14 de enero de 2017 / 07:04 a.m.

MONTERREY.- Dos ladrones de gasolineras fueron detenidos y uno más resultó lesionado con un balazo en la cabeza luego de enfrentarse a elementos de la Policía de Monterrey al sorprenderlos en pleno hurto en el centro de la ciudad.

Fue durante la noche del viernes, poco antes de las 00:00 horas que tres hombres arribaron en un taxi hasta una gasolinera ubicada en el cruce de Venustiano Carranza y 15 de Mayo, en el centro de Monterrey, y amagaron con dos armas de fuego a los empleados para que les entregaran el dinero producto de las ventas.

Sin embargo no contaban con que serían sorprendidos por elementos de la Policía de Monterrey y de la Policía Ministerial, quienes los buscaban desde minutos antes tras reportarse que una gasolinera en el cruce de Churubusco y Prolongación Madero había sido saqueada. Presuntamente el atraco fue cometido por los mismos tres hombres.

Al ser sorprendidos por los cuerpos de seguridad, los delincuentes accionaron una de las armas, ante lo cual los policías repelieron el ataque, lesionando a uno de los asaltantes en la frente. Tras ver a su compañero lesionado, los dos cómplices abordaron a toda prisa el taxi y huyeron del sitio, abandonándolo.

Elementos de la Policía de Monterrey y Policía Ministerial iniciaron la persecución de los ladrones, quienes tomaron la calle 15 de mayo hasta Tomás Alba Edison al norte, aunque a la altura de Isaac Garza chocaron con una camioneta tipo Honda. Tras el impacto los dos hombres, ambos de 22 años, fueron detenidos.

El incidente causó gran movilización policíaca en el sector y se tuvo que cerrar por completo la vialidad en ambos sentidos de la avenida Venustiano Carranza.

En breve paramédicos de Cruz Roja llegaron al sitio y atendieron al lesionado, mismo que no fue identificado, pero que posee aproximadamente 30 años de edad. Luego de valorar su estatus médico, fue trasladado al Hospital Universitario donde su estado de salud se reporta grave.

En el lugar se encontraron dos armas cortas, una de ellas es un revolver calibre 38 y la otra es una pistola de juguete. Los detenidos responden a los nombres de Héctor Enrique y José Armando, ambos de 22 años.

Al cabo de varios minutos arribaron empleados de la gasolinera asaltada en Churubusco, con el fin de reconocer si los ladrones capturados eran los mismos que los habían asaltado. Se presume que el grupo de delincuentes es responsable de varios robos a gasolineras en el centro de la ciudad desde hace varios días.