MULTIMEDIOS DIGITAL
2 de marzo de 2016 / 12:43 p.m.

Monterrey.- El 2 de marzo del año 2006 se escribió en Monterrey una de las tragedias que han dejado marcada a la ciudad.

Al mediodía de ese jueves, decenas de ministeriales se congregaron en la calle Monte Casino, de la colonia Cumbres, primer sector.

Los medios de comunicación dieron cuenta de la  tragedia y la sociedad no daba crédito: dos niños fueron asesinados por el ex novio de su hermana: Diego Santoy Riveroll.

Erika Peña Coss, la hermana de los niños Erick y María Fernanda fue llevada de urgencia al Hospital Universitario debido a que fue herida por Santoy con un martillo y una navaja en el cuello.

Horas después, el entonces procurador, Luis Carlos Treviño Berchelman, dio a conocer los detalles.

Ese 2 de marzo, 'El asesino de Cumbres', como fue bautizado por la sociedad, ingresó a las 04:00 horas a la residencia de la familia; se puso un pasamontañas, cortó los cables del teléfono y fingió ser un ladrón.

Luego de fumarse un cigarro, Diego, recorrió los pasillos de la casa y se encontró a las 06:10 horas  en la cocina con Erik Azur de siete años, a quien atacó con un cuchillo en la espalda y cuello; Santoy negó los hechos y en un careo dijo que Erika, su ex novia, lo había asesinado por orinarse en la cama.

A 10 años del caso Peña Coss
El niño fue asesinado en la cocina. | FOTO: ESPECIAL

El niño corrió al cuarto de lavandería y fue envuelto en una cobija. Hasta ese momento todos se estaban dormidos.

Minutos después, Catalina Bautista, la empleada doméstica despertó y fue atacada por Santoy Riveroll, quien luego de amarrarla, la encerró en uno de los baños y amenazó con matarla.

Después, María Fernanda de tres años llegó a la recámara principal y fue estrangulada con el cordón de una persiana que Diego había cortado, después encerró el cuerpo en un clóset.

A 10 años del caso Peña Coss
Erika Peña fue arrastrada por los pasillos de su residencia. | FOTO: ESPECIAL

Minutos después Erika Peña, llegó a la habitación y fue atacada por Diego, quien se encontraba escondido tras una puerta. Él fingió ser un asaltante, pero ella lo reconoció.

La golpeó con un martillo en la cabeza e hirió en el cuello con una navaja, para después arrastrarla por la casa.

Al momento de los asesinatos, en la casa se encontraban también Azura, hermana mayor de las víctimas y Linda Marentes, secretaría de Tere Coss, madre de los menores quien estaba ausente ese día por cuestiones de trabajo; ambas aseguraron no haber escuchado nada.

Luego de cometer los ataques, Diego secuestró a la empleada y huyó en el carro de Erika; minutos después la abandonó en una avenida.

La noticia estremeció a la ciudad y el culpable se encontraba prófugo. Cuatro días después fue capturado en Oaxaca cuando intentaba huir a Guatemala junto con su hermano.

A 10 años del caso Peña Coss
Diego junto con su hermano intentó huir a Guatemala. | FOTO: ESPECIAL

El caso se tornó aún más difícil cuando Santoy Riveroll, declaró que sostenía relaciones sexuales con la madre de su ex novia, quien ese tiempo era una famosa astróloga. Además de asegurar que Erika lo había ayudado a matar a los menores.

Tras decenas de diligencias, declaraciones y careos, Diego fue internado en el penal de Cadereyta y sentenciado a 138 años de prisión, pero sólo durará 40, es decir, quedará en libertad cuando tenga 64 años.

La tragedia causó un fuerte impacto que hasta se formaron club de fans en apoyo a Diego Santoy y tres años después se casó en el penal con una de sus seguidoras.

A 10 años del caso Peña Coss
Roberto Flores tomó la defensa de la familia Peña Coss. | FOTO: ESPECIAL

Al caso ya mediático se le sumaban las controvertidas defensas; Raquenel Villanueva Fraustro 'la abogada del narco' decidió ser la defensa del Diego, mientras que el ahora procurador, Roberto Flores era el defensor de la familia Peña Coss.

En el año 2009, la polémica abogada fue asesinada por un grupo armado en la Pulga Río; nunca se supo el móvil.

Roberto Flores
Raquenel Villanueva fue asesinada en el año 2009. | FOTO: ESPECIAL

Luego de su matrimonio, Diego Santoy se convirtió en papá. Hasta la fecha sigue dentro del penal, donde estudia y trabaja.

Erika Peña, salió librada de las autoridades a pesar de los señalamientos que había contra ella por parte de su ex novio y la opinión pública, que estaba al pendiente de la situación.

La familia de las víctimas se fue de Monterrey y en el año 2014, Erika Peña se casó con Mike Otto, en San Miguel de Allende, Guanajuato.

Roberto Flores
Erika se casó en el año 2014. | FOTO: ESPECIAL

Su boda causó revuelo en los medios, pues desde el asesinato de los menores no se había tenido información alguna de los Peña.

La madre de las víctimas, quien también fue duramente criticada, contrajo nupcias en el 2015 con Juan Carlos Yeverino Perales, en San Pedro Garza García.

A 10 años del doble infanticidio, los regiomontanos no lo olvidan. Diego paga su condena y Erika rehace su vida.