marcial pasarón
9 de diciembre de 2015 / 10:07 p.m.

Monterrey.- Un obrero murió prensado y su amigo resultó gravemente lesionado, luego de que la camioneta en que viajaban fue impactada y arrastrada por un tráiler, en Apodaca.

El accidente que movilizó a socorristas, bomberos y elementos de tránsito ocurrió alrededor de las siete de la tarde del miércoles.

Durante el accidente, fue auxiliado el conductor de la camioneta identificado como Roberto Leos Gutiérrez, de 37 años, el cual fue trasladado de urgencia al Hospital Metropolitano. Los paramédicos señalaron que la víctima sufrió severos golpes que ponen en riesgo su vida, por lo que su estado de salud es reportado como delicado.

Mientras tanto, en el lugar murió un joven de 25 años de edad, quien quedó recostado sobre el lado izquierdo de la camioneta y hasta el momento no ha sido identificado. Al revisar el cuerpo los socorristas señalaron que sufrió diversas fracturas que le costaron la vida.

De acuerdo a las investigaciones se estableció que el tráiler, cuyo conductor se dio a la fuga, se desplazaba de norte a sur sobre la carretera Mezquital-Santa Rosa.

Al llegar al cruce con la calle Chopo, la pesada unidad se impactó de frente contra el lado izquierdo de la camioneta. Debido a la velocidad, la camioneta fue arrastrada alrededor de 15 metros hasta estrellarse contra un poste de la Comisión Federal de Electricidad. Esto provocó que los cables de alta tensión cayeran sobre la maleza de un terreno baldío y se incendiaran alrededor de 200 metros.

La pesada unidad quedó destrozada y terminó fuera de la carpeta asfáltica. Personal de servicios periciales de la Agencia Estatal de Investigaciones comenzaron a levantar las evidencias y ordenaron que el cuerpo fuera trasladado al anfiteatro del Hospital Universitario.

Se reveló que sobre el pavimento no se encontraron huellas de frenado, por lo que se presume que el conductor responsable posiblemente dormitó frente al volante.