MARCIAL PASARÓN
29 de diciembre de 2016 / 07:25 a.m.

MONTERREY.- Dormitar por unos segundos frente al volante, provocó que un empleado estrellara el automóvil en que viajaba contra dos camionetas estacionadas.

El percance ocurrió sobre la avenida Aztlán, a la altura de la calle Esquisto en la colonia San Bernabé.

A pesar del aparatoso accidente, en el lugar no se reportaron personas lesionadas.

De acuerdo a las pesquisas de tránsito, se reveló que el conductor responsable fue identificado como Nestor Santos Velázquez.

El conductor viajaba a bordo de un auto tipo Maverick en color amarillo y se desplazaba hacía el poniente de la avenida.

Sin embargo, presuntamente se quedó dormido por algunos segundos.

Esto hizo que el auto se proyectara hacía la izquierda y chocara de frente contra los vehículos estacionados.