MARCIAL PASARÓN
2 de agosto de 2017 / 06:55 a.m.

MONTERREY.- Dejar conectados los teléfonos celulares a una sola toma de energía, provocó un incendio en una casa de la colonia Álvaro Obregón.

El siniestro ocurrió cerca de las 02:00 horas, en el domicilio ubicado en el cruce de las calles Sitio de Guaymas y Cuarto Batallón.

El incendio movilizó dos máquinas de bomberos y al personal de Protección Civil de esta ciudad.

De acuerdo a las investigaciones, en la casa se encontraban dormidos Eusebia Martínez Vargas, de 30 años y sus hijos Ángel de 8 y Gerardo de 4.

Asimismo su hermano Emeterio Martínez Vargas, de 32.

El personal contra incendio informó que el fuego consumió los colchones en una recámara.

Se reveló que a pesar del denso humo, los moradores no sufrieron síntomas de intoxicación.

Cuando arribaron al lugar, los rescatistas y bomberos localizaron a los habitantes de ese domicilio sentados sobre la banqueta de la calle Sitio de Guaymas.

Las pesquisas revelaron que varios miembros de la familia dedicada a la venta de fruta, dejaron los aparatos de comuniciaicón personal conectados a una sola toma de energía.

Esto provocó el sobre calentamiento de los cargadores y tras ocurrir una chispa esta alcanzó uno de los colchones.

mmr