AGUSTÍN MARTÍNEZ OVIEDO
2 de agosto de 2016 / 06:50 a.m.

ESCOBEDO.- Un matrimonio denunció penalmente a un desempleado de 23 años de edad, por seducir y raptar a su hija de tan sólo 13 años, de quien no se sabe nada desde hace 11 días.

Los padres se encuentran muy desesperados, pues no han recibido apoyo de parte de las autoridades.

Jessy habita en la colonia Villas de San Francisco, en Escobedo, y desapareció el vienes 22 de julio, cuando visitaba a su abuela en la colonia La Unidad.

Aquella tarde hubo comunicación telefónica con el padre de Ernesto Daniel Gámez Parra, como se llama el supuesto raptor, quien habita en la colonia Villas de San Miguel.

“A las 2 de la tarde hablo a la casa de mi suegra, y me dicen que no está, que no ha llegado, y de ahí yo me comuniqué con la señora, un muchacho que se llama Daniel, que en dos horas me traían a mi hija y no llegó. Ya no hubo ninguna respuesta, pasaron dos horas, y otras dos horas y no pasó nada”, comentó la madre.

Jessy deberá ingresar a tercer año de secundaria a finales de agosto. Hace tres meses su mamá habló con Ernesto Daniel para que se alejara de ella, pero él no hizo caso y logró manipular a la pequeña.
Finalmente la raptó y ahora la oculta con el aparente apoyo de sus padres. Por eso la señora le envió un mensaje al sujeto.

“Que por favor me la regresen, nada más que me la regresen, no le voy a hacer daño a él, que vuelva a mi casa, ella apenas tiene sus 13 años”, dijo la madre.

Pese a la denuncia y a que Jessy es prácticamente una niña, el Ministerio Público no solicitó la activación de la Alerta Amber.
Los afectados no han encontrado apoyo en las autoridades, pues los agentes ministeriales ni siquiera se han presentado en su casa, o en la del presunto raptor.

Cualquier dato o informe que permita encontrar a la adolescente se puede hacer llegar al teléfono 811-468-6655.