23 de septiembre de 2014 / 03:29 a.m.

  

MONTERREY.- Dos colombianos que formaban parte de una banda de asaltantes y que presuntamente participaron en varios de los atracos que se registraron cerca de instituciones bancarias, fueron detenidos y confesaron que viajaron a México, porque en su país aseguran que es tierra de libertad y sin ley.

Se trata de Víctor Morales Flores, de 39 años de edad, y Enrique Lima Jiménez, de 29, quienes fueron capturados el viernes de la semana pasada in fraganti por elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones que los sorprendieron asaltando a un chofer, a quien despojaron de 100 mil pesos.

Ellos fueron detenidos con el capitalino Marco Antonio Rodríguez Soto, de 28 años, con quien se contactaron hace dos meses y viajaron a Nuevo León, donde comenzaron a operar.

Los tres presuntos delincuentes fueron trasladados al penal del Topo Chico y quedaron a disposición del juez primero de Monterrey, quien les inició un proceso por robo con violencia y agrupación delictuosa.

Víctor Morales y Marco Antonio fueron capturados alrededor de las 11:00 horas del pasado 19 de septiembre por elementos de la Agencia Estatal, al momento que asaltaban a un chofer, a quien despojaron de 100 mil pesos.

Ese atraco ocurrió en avenida Francisco I. Madero y Plinio Elizondo, a la altura del parque Fundidora, en la colonia Acero, en Monterrey.

Minutos antes, el afectado detuvo en ese lugar la camioneta Xtrail que conducía para contestar una llamada telefónica, pero fue sorprendido por los delincuentes que viajaban en una motocicleta Cross.

Mientras, concretaban el ilícito, dichos sujetos eran vigilados a distancia por el colombiano Enrique Lima, quien viajaba a bordo de un vehículo Ford Fiesta, en el que trató de escapar, pero fue alcanzado en calles de la colonia Francisco I. Madero.

Los acusados revelaron la participación de un tercer colombiano que viajaba en otro vehículo y que logró escapar.

Además, confesaron que el 14 de agosto asaltaron a una persona cerca del acceso a la sucursal Galerías de Banorte y la despojaron de dos millones de pesos.

FOTO: Redacción

REDACCIÓN