19 de agosto de 2014 / 12:32 p.m.

Monterrey.- El juez primero penal de Monterrey dictó auto de formal prisión en contra de los tres presuntos secuestradores que se cobraron una deuda a lo "chino", al plagiar al joven que supuestamente se negaba a pagar. Gaspar Sandoval Tamez, Erick Modesto Gómez Muñoz y Luis Gilberto de León García fueron notificados este fin de semana de la resolución por la que deben permanecer recluidos en el penal del Topo Chico. Los tres acusados fueron considerados presuntos culpables de secuestro agravado y a Gaspar Sandoval se le sumó el delito de chantaje, porque una vez que liberaron al afectado le exigió el pago de 30 mil pesos más. Esos hechos fueron planeados por un cuarto sujeto que fue identificado como César Osvaldo Anguiano, quien se encuentra prófugo de la justicia. El secuestro que protagonizaron los acusados y el prófugo ocurrió el pasado 29 de junio y de acuerdo a la denuncia que presentó, el afectado aseguró que lo retuvieron hasta el dos de julio, cuando recibieron como pago del rescate un vehículo tipo Marcha, modelo 2013, que les entregó su madre. Tras ser liberado, el afectado aseguró que lo citaron en un domicilio de la colonia Mitras Centro y de ahí lo llevaron a otro de la colonia Mitras Norte, donde lo estuvieron torturando, mientras esperaban el pago del rescate. Aunque fueron plenamente reconocidos por el joven al que privaron de su libertad, los acusados negaron ser responsables al rendir su declaración preparatoria. Por recomendación de sus defensores, los tres se apegaron a los beneficios del artículo 20 para no responder a las preguntas del agente del Ministerio Público adscrito al recinto judicial. Luego solicitaron el desahogo de, por lo menos, 30 pruebas para tratar de demostrar su inocencia antes de que le resolvieran su situación jurídica, pero el juzgador consideró que no habían desvirtuado las pruebas que reunió la Procuraduría de Justicia, para acusarlos.

FOTO: Especial

REDACCIÓN