13 de septiembre de 2014 / 10:55 p.m.

Juárez.- Un hombre fue encontrado sin vida en la colonia Las Lomas en el municipio de Juárez, Nuevo León, con una varilla enterrada en el pecho.

El hombre de entre 30 y 40 años estaba recostado sobre una barda en el patio de una vivienda en construcción ubicada sobre la Avenida Lomas, en su cruce con Lomas de La Luna en el citado sector, la colonia se encuentra sobre la carretera a San Mateo en el citado municipio.

El hombre vestía un playera color naranja y una bermuda de mezclilla.

La llamada de emergencia fue recibida alrededor de las 9:30 de la mañana en la central de emergencias de ese municipio.

Luego del llamado de alerta es que acudieron elementos de la policía municipal quienes arribaron al patio de un domicilio y corroboraron el deceso de la persona.

El macabro hallazgo  fue reportado por los vecinos de esta colonia  quiénes se percataron, por aviso de una cuadrilla de albañiles que laboraban en el interior de las construcciones.

Aparentemente la persona falleció en el transcurso de la noche, de hecho habitantes de las calles aledañas mencionaron que en las casas que aún no han sido terminadas frecuentemente son visitadas por malvivientes o borrachos, quienes acostumbran tomar en el interior de los domicilios que se encuentran deshabitados.

Alrededor  donde yacía el cuerpo sin vida del hombre se podían apreciar que tenía encajada una varilla en el pecho y  presentaba  huellas de violencia, incluso algunas personas comentaron que escucharon gritos en la madrugada.

Personal de la Policía Ministerial  interrogó  a los albañiles que laboran en las construcciones cercanas a donde hallaron el cadáver para saber si conocían la identidad de la persona fallecida, inclusive no descartan que se pueda tratar de un trabajador de la construcción.

Por su parte, agentes de Servicios Periciales comenzaron con la recolección de las evidencias, mismas que quedaron esparcidos alrededor del cuerpo de la víctima.

Hasta el momento la víctima no ha sido identificada, pero se presume que puede radicar en las colonias aledañas a donde sucedió el homicidio.

FOTO: LORENZO ENCINAS

LORENZO ENCINAS