19 de junio de 2014 / 04:58 p.m.

Juárez.- El ex policía de Juárez, Nuevo León, quien murió tras ser detenido por elementos de la policía ministerial, cuando permanecía en el edificio de la Agencia Estatal de Investigaciones, falleció debido a causas naturales, de acuerdo a los resultados revelados tras practicarle la autopsia.

 

Según fuentes oficiales de la Procuraduría de Justicia, el hombre murió a consecuencia de hemorragias internas en el estómago y pulmones, debido a las complicaciones que sufrió en su salud, ya que padecía cirrosis hepática.

Sin embargo, dichos análisis serán sometidos a un estudio patológico, para descartar alguna otra causa, ya que además el detenido sufría problemas cardiacos.

Fuentes allegadas a la investigación, revelaron que el occiso, Carlos Alvarado de la Cruz de 44 años estaba a punto de ser arraigado, tras ser puesto a disposición de un agente del ministerio público, por presuntamente colaborar con un grupo de la delincuencia organizada, ya que extorsionaba a comerciantes al exigirles cobro de piso y dedicarse al halconeo.

El ex uniformado fue capturado horas después del ataque perpetrado en contra del Bar Lacandona, registrado la tarde del pasado lunes, donde hombres armados rafaguearon el negocio, después de que sus propietarios se negaran a pagar dichas cuotas de extorsión. 

El delincuente que también era conocido con el apodo de El Lobo, estaría vinculado con dicho ataque, donde hombres armados abandonaron un vehículo taxi, en el cual se encontraron varios cartuchos hábiles en calles de la Colonia Nueva Reforma.

 

El automóvil de alquiler había sido robado con violencia en calles de la Colonia Tierra Propia, en Guadalupe.

 

FOTO: Especial

 YADITH VALDEZ