REDACCIÓN
4 de julio de 2016 / 08:06 p.m.

Monterrey.- El ex director de la Policía de Cadereyta y sus tres ex subordinados con los que quedó vinculado a proceso por delitos contra la salud, así como el presunto líder criminal con el que fueron detenidos, solicitaron que les varíen de prisión preventiva a arraigo domiciliario la medida cautelar que les aplicaron y que los mantiene recluidos en el Cereso de ese municipio.

El ex jefe de la policía Luis Gerardo Moreno Fuetes y los ex policías Christian Ignacio Martínez Villalobos, Gilberto Vargas Villasaldo y José Merced Guerrero Aguirre; así como el presunto líder del Cártel del Golfo, José Mauro Flores Garza, hicieron la petición en una audiencia que se celebró el domingo en la tarde.

Será en las próximas horas, cuando el juez de control que atendió la solicitud les resuelva si varía o no la medida cautelar que les impusieron el miércoles de la semana pasada, cuando quedaron vinculados por delitos contra la salud en su modalidad de narcomenudeo en su variante de posesión de cocaína y mariguana con fines de comercio en su hipótesis de venta.