AGUSTÍN MARTÍNEZ
15 de julio de 2015 / 11:12 p. m.

Monterrey.- Muchas preguntas son las que se hacen los familiares del joven Mario Humberto Tobías Rodríguez, pero nadie les da respuestas.

El joven de 25 años fue encontrado asesinado a golpes la tarde del pasado lunes en el municipio de Hidalgo, a nueve días de que desapareciera tras participar en un leve accidente vial.

Sus familiares tienen serias sospechas de policías municipales de Hidalgo, pues aunque no se ha confirmado, hay quien asegura que él fue detenido tras el incidente.

“Queremos justicia y queremos que se investigue a los policías que lo agarraron, que lo detuvieron. Que investiguen a las dos personas que anduvieron las últimas horas con él”, expresó una tía de la víctima.

La mañana del sábado 4 de julio, Tobías Rodríguez se fue a trabajar a una fábrica de El Carmen. Al terminar su jornada por la tarde, se fue con tres amigos a tomarse unas cervezas.

Ya en la noche llevó a uno de sus amigos a su casa en Mina, y se disponía a darles raid a los otros dos hacia El Carmen y Abasolo.

“Queremos que se haga justicia y que el Gobierno volteé a ver a los pobres. Que no nada más les haga justicia a los que tienen; a los que son grandes; a los que son influyentes”, claman ahora los deudos.

La información indica que en el kilómetro 24 de la carretera a Monclova, en Hidalgo, el joven chocó lateralmente su auto Dodge Neón color negro, contra un Tsuru propiedad del Ayuntamiento de Salinas Victoria.

El alcohol y el temor hicieron que Mario Humberto y sus amigos bajaran del choque y se internaran en el monte.

Mientras los dos amigos lograron llegar a sus casas momentos más tarde, el conductor desapareció misteriosamente.

Desde el domingo 5 de julio inició el rastreo por parte de los familiares.

“Mi hermana ya lo había buscado en todas las dependencias, en todos los lugares a donde van detenidas las personas cuando chocan. El carro lo tenían detenido en un lugar y nunca se lo dijeron (a mi hermana)”, recalcó.

Fue hasta las 19:00 horas del lunes 13 cuando se reportó el hallazgo de un cuerpo putrefacto en un despoblado entre la carretera a Monclova, el camino a El Pilar y el río Salinas, en los límites de Hidalgo y Abasolo

Los restos correspondían al joven obrero, cuyos familiares se mostraron sorprendidos por el sitio donde fue localizado.

Lo anterior en virtud de que por toda esa zona ya habían realizado una intensa búsqueda sin apoyo de las autoridades.

Durante el miércoles los familiares de Mario Humberto se reunieron en una vivienda adjunta a una bodega donde habitan todos ellos, a un costado de la colonia León A. Flores, en Salinas Victoria.

En la tarde-noche iniciarían los servicios funerarios en la capilla municipal, mientras la Agencia Estatal de Investigaciones prosigue con las pesquisas para identificar y detener al o los homicidas.