MARCIAL PASARÓN
11 de agosto de 2017 / 07:43 a.m.

MONTERREY.- No respetar la luz roja de un semáforo, provocó que dos jóvenes protagonizaran una persecución por calles del centro de la ciudad.

Los hechos iniciaron en el cruce de Zaragoza y Padre Mier.

En ese lugar, los uniformados le marcaron el alto, pero en lugar de detenerse, emprendieron al huida.

La persecución provocó un fuerte despliegue de efectivos municipales.

A bordo de un a camioneta Windstar con placas de Nuevo León, los dos detenidos circularon sobre la calle Zuazua hacía el sur.

Pero al llegar bajo el puente de la Macroplaza, en el tramo de 5 y 15 de mayo, el conductor perdió el control del volante.   

Esto hizo que la camioneta se proyectara varios metros hasta terminar impactándose contra el muro de concreto.

La calle fue cerrada a la vialidad por parte de los efectivos municipales, para que personal se servicios periciales iniciara la búsqueda de evidencias.

mmr