AGUSTÍN MARTÍNEZ
8 de July de 2015 / 08:57 PM

Monterrey.- La muerte del menor Luis Ángel Domínguez, quien se ahogó en el río Pesquería, en García, consternó a los habitantes de la colonia Paraje San José.

Lo que parecía el inicio de las esperadas vacaciones escolares, se convirtió de repente en tragedia para una familia que habita en la calle Terreros.

Domínguez Vega, de 13 años, cursaba el primer grado en la secundaria "Mariano Azuela".

El martes salió temprano del plantel escolar, pues el curso había llegado a su fin. Alrededor de las 14:30 horas salió en compañía de Alan, Oziel, Lizeth, Raúl y Jaime. Cada uno se fue a su casa a dejar los libros y cambiarse de ropa.

"Sí, lo que pasa es que nos estaban dando la salida, y los que se quisieran ir se podían retirar. Él se fue con los de su salón y se fueron para allá, para el río”, comentó Jesús Osvaldo, compañero de clases de Luis Ángel.

Más tarde se enteró de la tragedia. Comentó que Luis siempre fue un buen amigo; una persona a la que no le gustaban los problemas.

"Sí, era bueno y tranquilo. Era muy buena persona. Con todos se llevaba bien, sí", expresó el chico.

Por su parte, Axel Oziel sabe que jamás volverá a ver a quien fue uno de sus mejores amigos.

Él atestiguó el momento en el que Luis Ángel fue atrapado por el agua, en una parte donde el afluente, oscuro y revuelto, tiene una profundidad de más de tres metros.

Dijo que él, Luis y Alan avanzaron entre el cauce, mientras Lizeth, Raúl y Jaime lo hicieron por la orilla.

"Y este Luis como que dijo: Vamos a meternos a nadar. Alan allí estaba atrás de él, y como que Luis se resbaló y se agarró de la camisa de Alan. Los dos se fueron para abajo y los dos se estaban ahogando", refirió.

La jovencita sabe nadar y, valiente, no lo pensó dos veces para intentar el rescate. Pudo sacar de la corriente a Alan, pero irremediablemente Luis se hundió en las oscuras aguas.

“A Luis ya no lo pudimos ver, porque no se estaba moviendo. Ya no lo encontramos y después yo me quede allí, con Alan, allí por donde estaba Luis. Lizeth, Raúl y Jaime fueron a buscar ayuda”.

Un día después del trágico caso, en la orilla del río solo queda una sábana clínica color azul, y la cinta plástica amarilla que colocaron las autoridades.

La tragedia que cobró la vida de Luis Ángel ocurrió la tarde del martes en el río Pesquería a la altura de la avenida Praderas, muy cerca del Libramiento Noroeste, en el lado sur de la colonia Paraje San José, en García, Nuevo león.

El miércoles los familiares se preparaban para comenzar a velar el cuerpo, posiblemente en un pequeño templo evangelista de la colonia La Unidad.