REDACCIÓN
23 de julio de 2015 / 10:49 p. m.

Monterrey.- El conductor de la ambulancia del ISSSTE que se accidentó este miércoles en la carretera Nacional, continúa internado, pero con custodia y a disposición del agente del Ministerio Público que integra la carpeta judicial del caso.

Marcos Ramírez Moreno, de 53 años, es investigado por el accidente que protagonizó al estrellar la ambulancia que conducía desde Ciudad Victoria, Tamaulipas a Monterrey, en la cual transportaba a un paciente que iba a ser operado de la columna vertebral y que murió en el percance.

También es considerado probable responsable de las lesiones graves que sufrió un hijo de la víctima mortal, Eduardo Vargas Sánchez, de 36 años, y el camillero Juan Espinosa Escalante de 54 años, quien salió proyectado de la unidad en la que viajaba de copiloto.

Así como por las heridas que sufrió el taquero Salvador Zavala Rodríguez y su hijo, a quienes proyectó al momento de estrellar la ambulancia.

El accidente ocurrió en el kilómetro 259, de la carretera Nacional a la altura del municipio de Santiago.